Blog

Shotokai en Segorbe

El 4 de Julio de 2016 y en una visita a la preciosa villa de Segorbe tuve la oportunidad de participar en un entrenamiento relativamente informal con algunos de los miembros (que no estaban de vacaciones) del Club Karate Shotokai que dirige Juan José Aznar Devesa. Practicamos algo de Tai sabaki, y los katas Heian Shodan y Tekki Shodan. Encantador entrenamiento. El entrenamiento continuó de manera "semi-intelectual" entre enormes "bocadillos segorbinos". Como no podía ser de otra manera en la conversación aparecieron las palabras, Shotokai, Shintaido, Egami, Hiruma, Eloy Izquierdo,  Aoki, Okuyama, Harada, Toshiaki, Francisco Díaz, Antonio García, Rakutenkai, y muchas, muchas más. Agradezco a todo el grupo su gran cordialidad.
Incluyo algunas imágenes/vídeos del entrenamiento

IMG_5627
Parece que Juan José me decía: ¡no te acerques más que te sacudo!
IMG_5561
... y parece ser que sus palabras tuvieron efecto.
IMG_5577
De tal manera, que me castigaron a entrenar apartado
IMG_5633
..., luego las cosas volvieron a su cauce.
IMG_5613
En un momento determinado, mi hijo Sergio intentó golpear a Mercedes Egido,
IMG_5615
... y ésta, respondió de manera simétrica.

Un poco de Tai sabaki:

cropped-Segorbe_tekki.png
Juan José dirigiendo Tekki Shodan. De izquierda a derecha, Juan José Aznar, Bonet, Fernando Revilla y José Ramón Ors .
IMG_5655
Todos pensando en la merienda-cena,
IMG_5560
... que celebramos en este bonito marco.
IMG_5669
Al día siguiente, descansé del karate en la playa de Canet.

Vídeos sobre estiramientos

karate3
Practicante de shotokai.

En los siguientes vídeos se explican de manera científica, principios generales y detalles de los estiramientos. Espero que sean de interés para todos los practicantes de la Egami ryu. Buena y constante práctica.

Duración de un estiramiento. (1)
Duración de un estiramiento. (2)
Estiramiento antes o después del ejercicio.
Estiramientos de músculos tónicos y músculos fásicos.
Fundamentos y leyes básicas sobre los estiramientos musculares.
Estiramiento y contracción isométrica.

Más vídeos en Fisioterapia online .

Mis cursos de karate en la Facultad de Farmacia

Una mínima (pero intensa) referencia a los cursos de karate que impartí en el gimnasio de la Facultad de Farmacia de la UCM, los cursos 1975/76 y  1976/77. Era necesario hacerlo, pues nunca he encontrado un grupo con tanta energía y espíritu de sacrificio. La persona encargada del gimnasio me dijo que podían venir algunos invitados ajenos a la Facultad, pero el número de estos aumentó tanto que al tercer año, y por órdenes superiores se suspendieron estos cursos. Lo entendí, pero me apenó. Entre mis alumnos de aquella época, destaco en orden aleatorio:

  • Diego Sánchez Campos, que en aquella época simultaneaba el Aikido con el karate Shotokai de Egami.
    diego_sanchez_campos
    Diego Sánchez Campos.
  • Humberto José Miranda Afonso, que como Diego, también simultaneaba el Aikido con el karate Shotokai de Egami.
    humbero_jose_miranda_afonso
    Humberto José Miranda Afonso.
  • Antonio García Martínez. Además de extraordinario shotokaika, gran estudioso. Ha publicado varios artículos.

    antonio_garcia
    Antonio García Martinez.
  • Francisco Díaz. Su apodo de Pakotanke lo dice todo sobre su potencia y energía.
    francisco_diaz_oitsuki
    Francisco Díaz.
  • fernando_revilla_2
    El "profe", Fernando Revilla, efectuando "autoimpuesto" mae geri en el "estrado" de la Facultad de Farmacia.
    fernando_revilla_5
    Fernando Revilla haciendo un evidente y falso ippon con Paco Olmo, en el "estrado" de la Facultad de Farmacia.
  • Por último, una foto vestidos de paisano. De izquierda a derecha:
    fernando_revilla_7
    Fernando Revilla en grupo.
    • Juán Alba, compañero infatigable de cenas y entrenamientos. Aquí, Antonio García nos habla de un fabuloso combate que Juán tuvo con Higashio Toshiaki.
    • Francisco Olmo, excelente karateka de la Goju Ryu, que estudiaba Farmacia y que nos visitaba con frecuencia.
    • José Rolle, compañero de Farmacia de Francisco Olmo. Fue quien organizó los cursos. Ganó el primer torneo Hiruma de kumite.
    • El profe.
    • Francisco Díaz.
    • Diego Sánchez Campos.
    • Antón. Como Diego y Humberto, simultaneaba el Aikido con el karate Shotokai de Egami.

Posiblemente se me olvida mencionar a alguno más. Si es así, por favor hacermelo saber.

El gimnasio Fujiyama de Madrid

Un toque de sana nostalgía: después de haber entrenado el los gimnasios Bushidokwai y Lasalle de Madrid con el maestro Atsuo Hiruma aparqué en el Fujiyama, donde él también daba clases. Entrenamos hasta la creación del Honbu Dojo. Aquí una foto en grupo:

fernando_revilla_8
Gimnasio Fujiyama, foto en grupo.

En la foto, aparecen entre otros:
1. José Garcia Noblejas (primero por derecha, de pie).
2. Yo, i.e. Fernando Revilla (segundo por la derecha, de pie).
3. Manolo (tercero por la izquierda, de pie), y que después puso el gimnasio Andrómeda en Aravaca.
4. Mariano Morante (tercero por la derecha, sentado), que después puso el gimnasio Shotokai de Madrid. Su hijo Mariano que también entrenó en el Fujiyama, fue dos veces campeón del mundo de full contact.
5. Antonio García (cuarto por la derecha, sentado).
6. Atsuo Hiruma (tercero por la izquierda, sentado).

Aquí otra en donde aparezco en fudo dachi:

fernando_revilla_1
Fernando Revilla en fudo dachi.

No aparecen en la foto de grupo excelentes karatekas que también entrenarón en el Fujiyama tales como Francisco Díaz, Juán Alba, Higashio Toshiaki, Humberto José Miranda, José I. de la Fuente, Maria José, Francisco Suárez, etc.

juan_alba_fujiyama_2
Juán Alba efectuando un yoko geri.
juan_alba_fujiyama
Juán Alba efectuando un shuto uke.
fernando_revilla_juan_alba_fujiyama
Fernando Revilla (izquierda) y Juán Alba (derecha).
 toshiaki_fujiyama_1
toshiaki_fujiyama 
Fernando Revilla e Higasio Toshiaki en grupo.
No podía dejar de mencionar que además de Atsuo Hiruma, daba clase Yosuke Yamashita de la escuela Goju Ryu y un alumno de éste fue Francisco Olmo con el que tuvimos innumerables debates sobre el karate en también innumerables comidas y cenas en restaurantes chinos y/o japoneses.

En el vídeo de la izquierda aparecemos Francisco Olmo y yo en un combate light y de amistad realizado en el mismo gimnasio.
Seguro que se me ha pasado por alto mencionar a alguno más. En tal caso, por favor, hacermelo saber.

La visita de Mitsusuke Harada

Mitsusuke Harada
Mitsusuke Harada.
      En el año 1972 y en una clase que se presumía iba a ser normal apareció por las escaleras que conducían al lugar de entrenamiento del club Lasalle de San Rafael, Atsuo Hiruma acompañado por otro japonés. Resultó ser el maestro Mitsusuke Harada, que había sido alumno de los maestros Funakoshi y Egami.

Como ya comenté en un artículo anterior, por aquella época todavía practicábamos el shotokai antiguo y no el evolucionado

del maestro Egami. Después del calentamiento, el maestro Harada  empezó a darnos una disertación sobre una nueva de respirar, relajar y golpear.
Lo primero que nos dijo fue que el flujo respiratorio no debería ser a saltos sino de forma continua, sin cortes. Compatible con esa forma de respirar, el golpe sería más potente y efectivo si no se cortaba al final tensando las manos y/o pies sino que se prolongaba indefinidamente. Esta prolongación, por razones óbvias no podría ser hacia el infinito pero psicológicamente, sí.

Nos puso a varios alumnos en una fila y mandó a otro, dar un golpe en el estómago al primero de la fila. Insisto que en aquella época golpeábamos duro y seco. La fila ni se movió. Luego, el propio Harada hizo lo mismo pero de manera suave y la fila se movió del primero al último. Yo, que estabá dentro de la fila sentí una rara sensación. Pensé que era lógico pues claro, no es lo mismo golpear que empujar. Pero con buen criterio, Harada fue rotando a los alumnos de la fila para que todos vieramos el efecto fuera de la misma. Y yo vi que no había empujón, sino golpe.

A priori, tal demostración me pareció curiosa y para analizar detenidamente. Ahora bien, la segunda demostración fue para mí definitiva. Fue sacando uno a uno a todos los alumnos y él, puesto de espaldas nos dijo que fueramos intentando rozarle en la espalda con un gyakutsuki lo más ràpido que pudiéramos. Ninguno conseguimos rozarle, casi en el mismo momento de lanzar el golpe, ya teníamos su potente gedan barai en nuestro antebrazo.

Después de la demostración nos preguntó por qué creíamos que él era capaz de adelantarse. Unos dijimos que por la respiración del atacante, otros por el ruido del atacante al moverse. Dijo Harada: no, por el pensamiento.

Todo esto fue otro punto de inflexión para mi motivación de la práctica del estilo shotokai del maetro Shigeru Egami que Hiruma nos trajo al año siguiente. Recuerdo que nos proyectó la película del famoso stage de Japón. Le pedí que me dejara hacer una copia y la visioné una miríada de veces. Me prometí no abandonar este tipo de karate durante toda mi vida. Cumplí, y sigo cumpliendo mi promesa.